in

A un chico de 15 años le estaba creciendo el pelo, pero ahora no puede ser reconocido. Se cortó el pelo, y este es un sacrificio por el bien de su tierra natal

Un joven de los Estados Unidos no se cortó el cabello durante 15 años, pero decidió cambiar su vida a los 23. El chico quería convertirse en soldado y acordó afeitarse el pelo por el bien del servicio. Con un nuevo peinado, cambió más allá del reconocimiento, y al mismo tiempo hizo una buena acción, eliminando correctamente los rizos anteriores.

El joven estadounidense Reynaldo Arroyo vive en Riverside, California, y es uno de los hombres de pelo más largo. En 2019, el joven cumplió 23 años, pero a partir de los ocho años no utilizó los servicios de un peluquero. La vida de Reynaldo cambió en agosto, y poco después, apareció un video con su participación en la comunidad de Facebook de la oficina de reclutamiento del ejército de los EE. UU.

El hecho es que a los 23 años, Arroyo decidió unirse a las filas de los soldados, lo que requirió un verdadero sacrificio de su parte. Como muchos reclutas en el mundo, los oficiales de reclutamiento exigieron que el joven se cortara el pelo por seguridad. Según la carta, el peinado debe enmarcar la cabeza y es imposible que caiga por debajo de un punto en la base del cuello o toque el collar.

En los cuadros, el emocionado Reynaldo da una entrevista y demuestra la longitud de su cabello.

Después de unos segundos, el espectador, junto con el héroe, se traslada al salón. El maestro recoge el cabello del cliente con gomas elásticas y luego casi lo corta de la cabeza.

Al final del trabajo, el peluquero se afeita el exceso y, como resultado, Arroyo no lo reconoce.

Sin cabello largo, Reynaldo no solo se acercó a su objetivo, sino que también cometió una buena acción. El futuro soldado donó el cabello a la organización benéfica Locks of Love, cuyos empleados hacen postizos de alta calidad para niños necesitados. Muchos de estos bebés perdieron sus propios rizos como resultado de la quimioterapia, quemaduras, lesiones y enfermedades genéticas y dermatológicas.

Reynaldo admitió que estaba nervioso antes de la mayor transformación en su vida.

Espero que alguna niña me peine.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

A una mujer británica de 50 años todavía se le pide un pasaporte en un bar. Te sorprenderá saber el secreto de su juventud

Un ciclista en los Estados Unidos hizo de la niña un viaje muy extraño. Todo se volvió claro cuando vio la ruta